Eclipse de Sol

Observación de un eclipse total de Sol.
Teniendo en cuenta que el próximo mes de abril se producirán dos eclipses, uno de Luna y otro de Sol he pensado explicar cómo se producen cada uno ellos.

El Eclipse de Luna ya lo hemos descrito en una entrada anterior, por lo que dedicaremos está a describir lo que sucede en un eclipse de Sol, ¿Cómo se produce?, ¿Cuándo se produce? tipos de eclipse de Sol.

Un eclipse (del griego ἔκλειψις, que quiere decir ‘desaparición’, ‘abandono’) es un hecho en el que la luz procedente de un cuerpo celeste es bloqueada por otro, normalmente llamado cuerpo eclipsante.

Un eclipse de Sol se produce cuando la Luna oculta el Sol, desde la perspectiva de la Tierra. Los tres cuerpos quedan alineados, situándose la Luna en medio del Sol y la Tierra. Constituye un verdadero acontecimiento para los astrónomos, lo mismo profesionales que aficionados. Un eclipse es siempre un hecho extraordinario, sobre todo sí es de Sol. La condición para que se produzca un eclipse es que el Sol se localice cerca de alguno de los nodos de la órbita lunar. Un nodo es el punto en el cual la Luna cruza la eclíptica (la línea curva por donde "transcurre" el Sol alrededor de la Tierra, en su "movimiento aparente" visto desde la Tierra).
Eclipse total de Sol visto desde el espacio
Se denomina nodo ascendente cuando la cruza de Sur a Norte, y descendente si la cruza de Norte a Sur. Cada año suceden sin falta dos eclipses de Sol, cerca de los nodos de la órbita lunar, si bien pueden suceder cuatro e incluso cinco eclipses. Cada saros, periodo de dieciocho años y once días, se producen normalmente 71 eclipses, 43 de Sol y 28 de Luna. Para la totalidad de la Tierra son más numerosos los eclipses de Sol; para un punto determinado (cualquiera que sea) los de Luna son más numerosos. La razón es bien sencilla: los eclipses de Luna son visibles desde un área muy extensa, mientras los de Sol abarcan un área mucho más reducida.

Los eclipses solares se dividen en parciales, totales y anulares:


Gráfica de un eclipse de Sol.
Parcial: La Luna cubre solamente una parte del Sol.

Totales: desde una franja en la superficie de la Tierra, la Luna cubre totalmente el Sol. Cabe tener en cuenta que la sombra de la Luna está dividida en la umbra y la penumbra; por lo que si uno observa el eclipse desde la umbra, el eclipse que se ve es total, mientras que si se observa desde la penumbra, el eclipse será parcial.

Anular: La Luna se ve más pequeña que el Sol, de manera que permanece visible un anillo del disco del Sol.

Los más espectaculares son los totales, porque se oculta totalmente el disco solar y, consecuentemente, parece que anochece en pleno día.





Publicar un comentario
prekes sodui